Para Lichowski, reducir el costo del transporte es la clave para una producción más competitiva